Parlamento ciudadano: Por una jubilación digna para los pescadores

Uno de los derechos fundamentales que tenemos los seres humanos es el de acceder a una vida digna. Esto presupone la existencia de un marco jurídico que cautele el bien común sobre los intereses privados. Por ello, en representación de los pescadores jubilados y activos de Áncash y del país, vinculados a la pesca industrial, hemos trabajado en la Comisión de Trabajo del Congreso de la Republica la iniciativa legislativa 823-2016-CR, elevada a dictamen junto a otras iniciativas que buscan modificar la ley 30003, actualmente lesiva para sus intereses.

Nuestra iniciativa propone ampliar los alcances de la ley a los trabajadores de embarcaciones de madera desde 110 m3 a más; flexibiliza requisitos para acceder al derecho de pensión; restituye el derecho adquirido por los jubilados a recibir el monto de pensión que recibían inicialmente; lograr la sustentación del Fondo Extraordinario del Pescador además del aporte de USD 1.4 que pagaban los armadores de embarcaciones de mayor escala, sumando otro aporte de USD 1.95 por los dueños de las empresas de harina y aceite de pescado.

Con estas modificatorias se beneficiaría a más de 7.000 pescadores jubilados; 7,720 pensionistas de la Caja de beneficios Sociales del pescador; 201 pensionistas de la ONP; y más de 3.000 pescadores por jubilarse. La ONP alcanzó a la Comisión de Trabajo, y está en el dictamen, un estudio que demuestra que con estos aportes el FONDO para jubilación sería sostenible, por lo que no se requiere un estudio actorial previo. Es un tema de justicia y equidad que debería ser parte de la política de responsabilidad social de la Sociedad Nacional de Pesquería y sus asociados. ¡Los derechos humanos y de la naturaleza NO SE NEGOCIAN!

Publicado en el diario La Industria de Chimbote el 18 de marzo de 2019.